La confluencia Adelante Andalucía ha mostrado hoy su apoyo a la creación de una caja única desde la cual gestionar el superávit procedente de todos los ayuntamientos del país para, posteriormente, proceder a su distribución en base a criterios objetivos entre todas las corporaciones locales. En opinión de la confluencia, la solidaridad interterritorial y la igualdad de trato debe primar en esta circunstancia especialmente desde aquellas instituciones que suponen la primera línea de atención a los problemas de la ciudadanía.

Para Adelante, los entes locales están jugando un importante papel en la lucha contra el coronavirus a pesar de encontrarse intervenidos por las leyes de austeridad aprobadas por Mariano Rajoy. Así, los ayuntamientos han afrontado la crisis implementando medidas de distinto nivel con el objetivo de paliar sus efectos más inmediatos como por ejemplo garantizar la alimentación a la infancia en aquellos casos en que son usuarios de comedor bonificados. Es por ello que la confluencia ha manifestado su apoyo a la redistribución del superávit municipal siempre que se realice sobre criterios objetivos de reparto, al tiempo que ha reclamado a los gobiernos central y autonómico que pongan fin a los problemas de infrafinanciación que lastran las cuentas de muchos municipios

Así, desde Adelante han recordado que el exministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, logró que los municipios fueran el instrumento para sanear las arcas del Estado a la par que debilitaba y desprestigiaba la administración pública en general y a los gobiernos locales en particular, provocando una escalada masiva de externalización de servicios y despolitizar la política local reduciéndola a un espacio de representación simbólica. Las políticas aplicadas por el PP durante la crisis supusieron una intervención en la práctica de los Ayuntamientos, que pasaron a estar cuasi gobernados desde el Estado y dejaron a alcaldes y concejales sin potestad para hacer política. Junto a la recuperación de sus facultades políticas para las corporaciones locales, Adelante Andalucía también ha exigido una financiación clara y justa de estas entidades que deben cubrir competencias para las que no reciben presupuesto.

Los Ayuntamientos necesitan competencias claras y unos ingresos suficientes para llevarlas a cabo. Precisamente a la administración de más proximidad, la que conoce mejor que nadie las necesidades de sus vecinos y vecinas, la que atiende y recibe sus presiones y demandas y hasta sus exigencias debe tener garantizados los recursos para atenderlos. Sin embargo, el debate en torno a la financiación local (también autonómica) viene siendo recurrente y parece que nunca acaba de cerrarse con una propuesta que dote de estabilidad y recursos las competencias asumidas por las entidades locales. Muy al contrario siguen primando la financiación insuficiente así como el chantaje de las políticas de austeridad con planes de ajustes, techo de gasto e incluso el adeudo de la PIE y la PATRICA por parte de los gobiernos central y autonómico que deben ser resueltos sin más dilación. Concretamente, en Andalucía, la deuda de la Junta con los ayuntamientos ascendía a 780 millones de euros, situación que debe ser solventada junto el necesario debate en torno a la financiación local así como a la derogación del artículo 135 de la CE y todas las leyes derivadas del mismo que tienen a los ayuntamientos en una situación de asfixia económica e intervencionismo político.