• Naranjo advierte que “se están haciendo exámenes de la EVAU en condiciones lamentables, con 40 grados en aulas sin aire acondicionado” y pide al Gobierno andaluz que tome medidas”

La diputada de Adelante Andalucía en la comisión de Educación, Ana Naranjo, ha cargado en la mañana de hoy contra los “insuficientes recursos” que se van a poner a disposición de los centros educativos para paliar la brecha digital según el anuncio realizado por el consejero. Naranjo recuerda que durante la pandemia 30.000 alumnos y alumnas no han podido hacer uso de dispositivos electrónicos con los que seguir las clases telemáticas. Adelante demanda una “atención preferente” a las familias vulnerables y un programa contra la brecha digital lo suficientemente “ambicioso” por parte del Ejecutivo autonómico.

En rueda de prensa en el Parlamento andaluz, Naranjo ha hecho también alusión a la Prueba de Acceso a la Universidad, sobre la cual ha denunciado que los exámenes se están realiando “en condiciones lamentables, a más de 40 grados  en aulas sin aire acondicionado”, y ha exigido al Gobierno andaluz que tome medidas para que tanto los estudiantes que estos días se juegan su futuro en una prueba como los profesionales que trabajan con ellos puedan hacerlo con unas garantías mínimas.

Ademásm, Naranjo ha denunciado que la Educación Pública “sale perdiendo” en el reparto de recursos, diseñado por la Consejería a partir de los 2.000 millones puestos a disposición de las autonomías por el Estado. El Gobierno andaluz vuelve a beneficiar a la concertada destinando a sus colegios de Infantil y Primaria “más del 70% de los refuerzos” previstos para el próximo curso.

Naranjo ha mostrado preocupación por el “reparto desigual” de los fondos en un momento en el que “hay que redoblar esfuerzos para atender al alumnado que más lo necesita”, y ha recordado que “solo el apoyo a la educación pública garantiza la igualdad de oportunidades, la vertebración del sistema y, en definitiva, que nadie se quede atrás”.

La parlamentaria de Adelante Andalucía ha criticado también que el personal docente que se va a contratar en centros privados concertados a los que llegarán los fondos públicos del Gobierno central “no provenga de las bolsas de empleo público”. Para Naranjo, el dinero de los y las contribuyentes no puede destinarse a contrataciones que no cumplan los criterios de “mérito y capacidad” que garantiza esta herramienta.

La parlamentaria de Adelante Andalucía considera también que el Gobierno andaluz se queda muy corto en el número de contrataciones que prevé realizar. La cifra de 6.200 docentes, que incluye a aquellos cuyas contrataciones ya estaban presupuestadas antes de que la pandemia cambiara por completo el escenario, es “insuficiente” para atender las necesidades actuales del sistema educativo. Así lo han denunciado los sindicatos, a los que, sin embargo, el consejero de Educación no ha querido escuchar.

Además de esta falta de recursos, el Gobierno andaluz evita dar instrucciones claras a los centros y pretende “delegar” en sus equipos directivos la gestión de la vuelta al cole tras una pandemia que no ha terminado. Naranjo recuerda al consejero de Educación que en otros países “han tenido que cerrar de nuevo las aulas, por lo que debemos estar preparados” para cualquier contratiempo. En esta línea, desde Adelante Andalucía han señalado que hacen falta más recursos que eviten que el profesorado que forma parte de colectivos vulnerables ante la Covid-19 no tengan que incorporarse a la actividad presencial.